933 35 80 54

Lun-Vie: 9h.-21h.
Sábado: 9h.-14h.

La prótesis dental es una estructura metálica con varios dientes artificiales que se ancla a los dientes y sirve para reponer las piezas ausentes o estructuras óseas que se han reabsorbido a lo largo del tiempo con la pérdida de los dientes naturales. Mediante estos dispositivos protésicos, se restablece la masticación, la deglución, el habla y la estética de los pacientes. 

Tipos de prótesis

¿Qué prótesis encontramos? 

Las prótesis dentales ofrecen una solución muy cómoda y efectiva para millones de pacientes anualmente en todo el mundo. Pero cada persona, por sus características físicas y fisiológicas, requiere de una solución específica y personalizada: 

  • Prótesis parcialmente removibles: Como su propio nombre indica, son tratamientos restauradores que se diseñan y fabrican para que el paciente pueda colocársela y quitársela cuando lo necesite, facilitando su higiene. Son unas prótesis que van fuertemente ancladas sobre una barra o botón, pero que el paciente puede quitárselas por sí mismo, por eso se consideran removibles. La palabra parcial hace referencia a que son estructuras que no abarcan toda la extensión de la boca: solamente las zonas con ausencia dental. 
  • Prótesis completamente removibles: Son unas prótesis ampliamente usadas entre los ancianos que han perdido todos los dientes. Son prótesis que sí abarcan toda la extensión de la boca. Se hicieron muy populares gracias a la alta compatibilidad que presentan y la ausencia de contraindicaciones. Pueden ser de plástico y nylon. Sin importar el material de fabricación, este tipo de prótesis usan el principio de la ventosa para sostenerse en la boca. A diferencia de las parcialmente removibles, la fijación no siempre es total. Por lo tanto, siempre que sea posible y exista algún punto de apoyo (quede algún diente en la boca del paciente), se optará por las prótesis parcialmente removibles. 
  • Prótesis fijas sobre dientes: También conocidas como puente dental fijo. Como el mismo nombre indica, no son removibles. Son un tipo de prótesis que se apoya sobre los dientes sanos que el paciente aún conserva. Normalmente sustituyen a dientes adyacentes perdidos. Ofrecen una gran resistencia y durabilidad, y mantienen un buen aspecto con el paso del tiempo. También son mucho más fáciles de limpiar que las prótesis dentales removibles. Sin embargo, resulta un tratamiento más invasivo que las demás técnicas de restauración dental, ya que hay que tallar dientes sanos. Por otro lado, al ser una técnica más económica que la implantología, se convierte en una buena alternativa para personas con presupuestos más ajustados. 
  • Prótesis fijas sobre implantes: Se trata de las prótesis dentales de arcada completa que van cementadas o atornilladas sobre seis u ocho implantes osteointegrados (integrados en el hueso de la mandíbula). Son prótesis que van fijadas a la boca del paciente, por lo que, a diferencia de otras prótesis, éstas no se pueden quitar. Estas prótesis son 100% personalizadas y suelen estar confeccionadas de metal-cerámica, un material muy similar a la porcelana. Las coronas se fabrican con zirconio, un material casi tan duro como el diamante, que presenta una mayor resistencia al desgaste y un aspecto mucho más natural. Por todas estas razones se están convirtiendo en las prótesis más populares. 
  • Prótesis removibles mucoimplantosoportada: Este tipo de prótesis funciona como combinación de varios métodos ya citados, a los que además le añaden la sujeción a varios implantes. Se aplica en casos en los que no sea posible rehabilitar toda la boca con implantes porque el paciente no cuenta con la cantidad de hueso necesaria. La técnica pasa por colocar dos o más implantes en la mandíbula inferior o cuatro, en la superior. La prótesis se fija sobre estos implantes, dando libertad al paciente de ponérsela y quitársela según lo desee. La ventaja principal es que, al ir colocada sobre estos implantes, la prótesis queda bien sujeta y no se mueve. 

Tiempo de uso

¿Cuánto tiempo duran las prótesis?

Las prótesis dentales pueden durar entre cinco y diez años. Igual que ocurre con los dientes naturales, las dentaduras postizas también se gastan con el tiempo. Además, el tejido de la boca experimenta cambios constantes, por lo que requieren de ajustes periódicos. 

Un usuario de prótesis debe acudir al odontólogo al menos una vez al año para supervisar que la dentadura no ha sufrido ningún desajuste y, por tanto, que todo sigue funcionando correctamente. 

Pauta de cuidado

¿Cómo cuidar las prótesis? 

Al ser un aparato que se lleva por periodos prolongados, debe existir una buena educación frente a su cuidado y limpieza diaria, con el fin de evitar consecuencias mayores: 

  • Lavar y masajear la mucosa cubierta por la prótesis (removibles), es decir, limpiar las encías y paladar dos veces al día con un cepillo con cerdas suaves.
  • Cepillar las prótesis diariamente y complementarlo con el uso de comprimidos limpiadores (en prótesis removibles) para quitar la placa bacteriana que se haya acumulado en la prótesis durante el día, además de eliminar la tinción de té, café o tabaco.
  • Limpiar el dorso de la lengua con un limpiador lingual.
  • Mantener la prótesis húmeda en todo momento. 

(!) Recomendamos ir con especial cuidado durante la realización de esta práctica diaria, pues las prótesis son piezas delicadas que pueden romperse si caen al suelo. En caso de que se rompan, se agrieten o se aflojen, es preciso visitar al odontólogo. No es aconsejable tratar de ajustarlas uno mismo. 

Prótesis y rehabilitación maxilofacial en el Hospital Odontològic Universitat de Barcelona

Desde el departamento de Rehabilitación Maxilofacial del Hospital Odontológico, tenemos la responsabilidad de asumir la labor de restauración dental y maxilofacial con el fin de contribuir a la mejoría de la calidad de vida de nuestros pacientes. La innovación técnica, sumado a la amplia experiencia y la constante actualización del equipo en materia protésica, podemos adelantarnos a las necesidades de nuestros clientes y darles soluciones racionales, meditadas y personalizadas a los problemas reales que presenten.

Pedir visita

¿Necesitas una prótesis dental?